El artículo de opinión crítico se titula: «La precaria situación de la Justicia Gratuita en Andalucía»

En la noticia publicada por Europa Press, se informa que la Consejería de Justicia, Administración Local y Función Pública ha abonado a los consejos andaluces de Colegios de Abogados y Procuradores más de 12 millones de euros para retribuir los servicios prestados por los profesionales del sistema de Justicia Gratuita durante el último trimestre de 2023. Sin embargo, a pesar de este anuncio, es necesario analizar y poner en perspectiva la realidad de la Justicia Gratuita en Andalucía.

En primer lugar, es importante destacar que este pago se realiza con un importante retraso. Aunque el artículo menciona que el Gobierno andaluz ha acabado con los retrasos que se acumulaban en anteriores etapas, es preocupante que los pagos se realicen hasta un año después de la prestación del servicio. Esta situación genera una gran incertidumbre económica para los profesionales de la Justicia Gratuita, quienes deben esperar largos periodos de tiempo para recibir una compensación por su trabajo.

Además, es necesario cuestionar la cantidad abonada a los profesionales. Si bien es positivo que se haya destinado una cantidad considerable de dinero, es importante recordar que estos profesionales brindan un servicio esencial para garantizar el acceso a la justicia de aquellos ciudadanos que no pueden costearse un abogado. Es preocupante que, a pesar de la importancia de su labor, los profesionales de la Justicia Gratuita no reciban una remuneración acorde a su trabajo y esfuerzo.

Asimismo, es necesario destacar que este pago corresponde al último trimestre de 2023, lo que significa que los profesionales han estado esperando más de un año para recibir una compensación por su trabajo. Esta situación resulta insostenible y demuestra una falta de compromiso por parte de las autoridades competentes para garantizar una Justicia Gratuita eficiente y de calidad.

Por otro lado, la noticia menciona que la nueva Orden de módulos y bases que regula las compensaciones económicas para los abogados y procuradores ha entrado en vigor este año y que incrementa sus retribuciones por primera vez desde 2009. Si bien este aumento es positivo, resulta insuficiente para compensar años de falta de actualización de las tarifas. Además, es importante destacar que esta nueva Orden no aborda de manera integral las necesidades de los profesionales de la Justicia Gratuita, dejando fuera aspectos importantes como el tiempo de espera para recibir el pago.

En conclusión, la noticia sobre el abono a los consejos andaluces de Colegios de Abogados y Procuradores es solo un reflejo de la precaria situación de la Justicia Gratuita en Andalucía. Los retrasos en los pagos, las remuneraciones insuficientes y la falta de medidas integrales para mejorar la situación de los profesionales demuestran la necesidad de una reforma profunda en este ámbito. Es fundamental que las autoridades competentes reconozcan la importancia de la Justicia Gratuita y tomen medidas concretas para garantizar un sistema eficiente y justo.